Tema: 2.2. Lectura y escritura de números naturales.

Objetivos:

  • Escribir correctamente números naturales.
  • Leer correctamente números naturales.
  • Comparar y ordenar números naturales.
  • Ubicar números naturales en la recta numérica.

        Existe una amplia clasificación de los números según su representación, entre esas categorías encontramos los números naturales y usarlos es la forma más sencilla de realizar conteos, como lo hacemos frecuentemente con objetos o datos.

        ¿Cuántas sillas hay en tu casa?

Sillas.

        ¿Cuántos libros tienes?

Libros.

        ¿Cuántas personas presenciaron el juego de fútbol?

Espectadores del juego.x

        Para todos aquellos objetos, cosas o seres que se te ocurra contar, es necesario aplicar los números naturales y su resultado se expresa en una cantidad, aún si tu respuesta es 0 (cero).

        Cualquier número natural puede simbolizarse con la letra n, por ejemplo n=0,1,2,3,7849 etc.

        La posibilidad de conformar cantidades en números naturales es infinita, pues siempre podrá aumentar o representarse un mayor valor.

        Para realizar adecuadamente la escritura y lectura de números naturales, es preciso señalar que la numeración que usamos está basada en el sistema decimal.

 

         Partimos de sus 10 dígitos 0, 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8 y 9 a los que llamamos numerales o símbolos

Sistema decimal.

          Vamos a seguir el proceso de la figura de arriba para entender mejor como se leen los números en el sistema decimal.

        Si agrupamos las unidades en orden creciente de derecha a izquierda, tenemos primero la unidad 1, la cual agrupamos en conjunto de 10 para formar una decena o sea, 10 unidades.
      
A esta decena la agrupamos hasta obtener un conjunto de 10 decenas para formar así una centena, o lo que es lo mismo, un grupo de 100 unidades.
       
Si agrupamos ahora las centenas hasta formar un grupo de 10 de ellas, tenemos un millar o lo que es lo mismo, un grupo de 1000 unidades.

        Como te darás cuenta, todas las cantidades que podamos formar en orden creciente están basadas en múltiplos de diez, y esta es una característica propia del sistema decimal.

                Por un acuerdo internacional del uso y escritura del sistema de numeración decimal agrupa de derecha a izquierda los dígitos, colocados de 3 en 3 (clases o ciclos) respectivamente y se separan con una coma.

        Observa la siguiente tabla de valores posicionales hasta millares de billón.

        Ejemplo:

Valores posicionales

         ¿Cómo debes leer las siguientes cantidades? Inténtalo antes de colocar tú puntero sobre ellas.

123,453,728,163 ¿Qué clases o ciclos se emplean después de millares de billón?

630,286,657

356,652,334,458,632

        Es muy sencillo, piensa en el nombre de los siguientes valores posicionales, acomódalos según su clase o ciclo. Si no sabes cuánto representa cada vocablo, investígalo para que puedas ordenarlos adecuadamente.

heptallones (7)                          hexallones (6)

nonallones (9)                           octallones (8)

decallones (10)                         trillones (3)

tetrallones (4)                          pentallones (5)

        Convierte a números las siguientes cantidades, inténtalo antes de colocar tu puntero sobre ellos:

Ciento sesenta y nueve

Trescientos cuarenta y seis mil ochocientos noventa y tres

Veinticinco millones trescientos treinta y cuatro

Treinta y cuatro mil trescientos setenta y dos millones, ciento cuarenta y seis mil quinientos ochenta y nueve

        Pregúntale a algún compañero o adulto, ¿hasta qué número sabe contar?

        ¿Podrías elaborar tú solo una tabla de valores proporcionales con todos los ciclos, desde unidades simples hasta decallones?

 

Índice
Evaluación